lunes, 7 de agosto de 2017

Señorio Guendulain cendea de Cizur - Palacio Iñíguez de Abarca Sangüesa - El Palacio de los Mencos, de Tafalla - Jerónimo de Ayanz, el mejor inventor del siglo de Oro

Sebastián de Eslava y Lazaga - Palacio de Guendulain, pincha aqui

Guenduláin​ (Gendulain en euskera) es una localidad de la Cendea de Cizur, en la Comunidad Foral de Navarra (España) actualmente despoblada y abandonada.

Señorio Guendulain cendea de Cizur merindad de Pamplona Navarra
Fue en otros tiempos, un señorío de gran importancia, no sólo en la Cendea de Cizur, sino en toda Navarra. Situado en pleno Camino de Santiago, entre Cizur Menor y Zariquiegui, su silueta recuerda el pasado glorioso de un lugar privilegiado. La colegiata de Roncesvalles tuvo posesiones ahí durante el siglo XIII. Posteriormente estuvo bajo la protección y dominio del conde de Genduláin y señor de Ayanz y de las generaciones de su linaje desde el siglo XVI. El Papa Clemente IX suprimió en 1669 los beneficios de que ocupaba la parroquia del lugar.
Durante 1817 el lugar contaba, además del palacio con almenas, con 23 casas, una salera, un colmenar e, incluso, un Profesor de ciencias. El palacio se puede definir como castillo-palacio, al tener elementos defensivos, propios de construcciones militares de final de la edad media. La antigua parroquia de San Andrés hoy abandonada, es un edificio del siglo XVII. Cabe incluir que, de camino a Guendulain, se encuentra el cementerio municipal que antiguamente era utilizado por los habitantes de dicho pueblo. Se encuentra en lo alto del camino, en difícil acceso, y donde se encuentran lápidas saqueadas de antiguos difuntos.

Palacio Iñíguez de Abarca
El palacio Iñíguez de los Abarca es renacentista. La primera planta, construida en ladrillo, tiene dos balcones. La planta superior tiene dos arcos de medio punto. El patio interior tiene dos pisos sobre columnas. 
El hijo más ilustre de esta casa fue José Iñíguez Abarca, nacido en 1639. Fue fiscal de la inquisición en Córdoba; diputado del reino y prior de Roncesvalles. Este palacio pasó a propiedad del Conde de Guenduláin por entronques familiares.
El palacio Iñíguez de los Abarca se encuentra en la Calle Mayor, 14 Sangüesa (Navarra)

Sangüesa está situada en la parte oriental de la Zona Media de Navarra, a 45 kilómetros de Pamplona. Ocupa una posición singular, de paso entre las primeras sierras pirenaicas y la depresión del valle del Ebro. Se encuentra enclavada en la Zona Media de Navarra, es cabeza de Merindad y por ella pasa el río Aragón. Está situada a 404 m. de altitud. Tiene una población de 5.248 habitantes (datos de 1 de enero de 2010). El municipio se extiende sobre una superficie de 71,7 km2 y está compuesto también por las localidades de Rocaforte y Gabarderal. El título de “La que nunca faltó” que aparece en su escudo, se debe a la concesión que hizo el rey Luis Hutín en 1312 por la victoria en la batalla de Vadoluengo y por su fidelidad en la defensa del reino.
Un poco de historia:

Enrique II de Navarra (Sangüesa, en la casa de los Sebastianes, 25 de abril de 1503 - Pau, 25 de mayo de 1555) fue rey de Navarra en la Baja Navarraa​ desde 1530 hasta su muerte, copríncipe de Andorra, conde de Foix, de Périgord, de Bigorra y de Albret y vizconde de Bearn, Tursan, Gabardan, Tartas y Limoges. La casa natal de Enrique II de Albret es el Palacio de los Sebastianes. Edificio tardogótico, del s. XV en el n.º 56 de la calle Mayor.
En 1515, Enrique y su padre, Juan III de Albret, residían en la corte francesa, donde conoció a Margarita de Angulema, hermana del rey Francisco I de Francia, con quien casará en 1527.
Margarita de Angulema, llamada también Margarita de Francia, Margarita de Navarra o Margarita de Orleans (Angulema, Francia, 11 de abril de 1492 - Odos, Altos Pirineos, 21 de diciembre de 1549), fue una noble francesa, princesa de la primera rama de Orleans de la dinastía de los capetos, duquesa consorte de Alençon (1509-1525), reina consorte de Navarra (1527-1549), escritora y humanista. Fue una mujer muy avanzada en su tiempo. Apreciada por su carácter abierto, su cultura y por haber hecho de su corte un brillante centro del humanismo, acogió con agrado los inicios de la Reforma difundiendo el evangelismo y el platonismo. Como escritora su obra más conocida es el Heptamerón siguiendo el modelo del “Decamerón” de Bocaccio pero con la inversión de la situación en el papel de hombres y mujeres ya que en la obra de Margarita son las mujeres quienes ridiculizan a los hombres.
Palacio de los Sebastianes
Palacio tardo gótico del siglo XV con dos portales gemelos apuntados y escudos en las claves.
Perteneció a la noble familia de los Sebastianes, ricos comerciantes locales y prestamistas de los reyes navarros. En él nació Enrique de Labrit, último Príncipe de Viana, hijo de los reyes Juan y Catalina, el 25 de abril de 1503.
El Palacio de los Mencos, de Tafalla (pincha aqui)

El Palacio de los Mencos está en Tafalla, una ciudad y municipio de la comunidad Foral de Navarra.
Linda con el convento de Recoletas al que se une mediante un arco. Conforma un gran bloque cúbico de sillería de dos alturas más un ático. Articulado por ventanas rectas, a excepción de la puerta principal que consta de un arco de medio punto, sobre él, en la parte más alta del edificio, hay colocado un escudo que lleva las armas de los Mencos. El edificio tiene adosado en escuadra un torreón prismático de cantería, que aprovecha en su parte baja estructuras de un antiguo torreón medieval, posible resto de la antigua muralla de Tafalla. El cuerpo alto, concebido a modo de mirador, se articula por arcos de medio punto sobre pilares.
Está elevado sobre una pequeña colina enfrente de las viejas murallas de la ciudad de Tafalla, hoy derruidas, y en ese altozano se supone que hacia el año 1590, por parte de la familia Mencos, que vivía cerca de la iglesia Santa María, se compró un terreno “fuerapuertas”, al borde del camino Real que conduce a Olite, y allí edificaron la nueva casa.

Desde entonces la familia Mencos la vivió como casa principal hasta que en 1770 por el matrimonio de Joaquín José Mencos y Areizaga (conde de Guendulain y barón de Bigüezal, Alcaide de los Reales Alcázares de Tafalla) con Magdalena Eslava y Eslava, (marquesa de la Real Defensa y condesa del Fresno de la Fuente), trasladan los Mencos su residencia principal a la casa de los Real Defensa, en la calle Zapatería de Pamplona. Queda entonces esta de Tafalla como segunda casa. Desde mediados del siglo XX vuelve a ser la casa principal del mayorazgo de los Mencos de Tafalla.

Hoy la familia Mencos ha optado por la organización de eventos y especialmente bodas para dar a conocer la casa y conservarla con todo el desembolso que ello supone en viviendas de estas características.
La casa ha sido ocupada en diversas ocasiones cuando ha habido guerras, por las tropas, como ocurrió con el ejército francés entre 1808 y 1813, en la guerra de la Independencia, o como también pasó en la primera guerra carlista, cuando fue cuartel del ejército Cristino de 1833 al 1839. Posteriormente, en la tercera guerra carlista, la de 1873 al 1876, fue hospital de la Cruz Roja (parece ser el primer hospital que la llamada en sus comienzos Humanitaria Sociedad de Socorro a los heridos en campaña instaló en el frente de guerra). En el siglo XX, en 1936 en la guerra civil, fue de nuevo ocupada y esta vez utilizada como escuela de suboficiales y Comandancia de la Guardia Civil. La casa, por lo tanto ha sufrido bastante, no obstante, se comienza a arreglar a partir de los años cuarenta del pasado siglo, por Don Tiburcio Mencos y Bernaldo de Quirós, marques de la Real Defensa y hoy nos ofrece un aspecto mejor incluso que el que pudo tener antes de la guerra civil.

La aristócrata centenaria que tuvo por madrina a la hermanastra de Isabel II

María Cristina Chico de Guzmán y Mencos -  Foto Óscar Del Pozo
05/03/2015  - Cumplir 101 años y derrochar alegría no está al alcance de todos. Para María Cristina Chico de Guzmán y Mencos, sí. Historia en estado puro. Castiza hasta la médula, nació un 4 de marzo de 1914 en la Plaza de la Villa. El Bautismo lo recibió en brazos de María Cristina Muñoz y Borbón Dos Sicilias, hermanastra de Isabel II. Tiene muchos recuerdos. ¡Y móvil! «Sí, hija, sí. Es lo único bueno de estos tiempos», dice.
Como único apunte,  María Cristina Muñoz y Borbón-Dos Sicilias, la madrina de la protagonista de esta noticia, no fue hermanastra de Isabel II, sino medio hermana por compartir ambas progenitora, la reina María Cristina de Borbón-Dos Sicilias, conocida como la Gobernadora y viuda de Fernando VII.
Jerónimo de Ayanz y Beaumont (Guenduláin, Navarra; 1553-Madrid; 23 de marzo de 1613) fue un militar español. Hombre polifacético, destacó como militar, pintor, cosmógrafo y músico, pero, sobre todo, como inventor. Fue el precursor del uso y diseño de la máquina de vapor, mejoró la instrumentación científica, desarrolló molinos de viento y nuevos tipos de hornos para operaciones metalúrgicas, industriales, militares e incluso domésticas. Inventó una campana para bucear e incluso llegó a diseñar un submarino. Quizá su obra más destacada fue la máquina de vapor, ya que registró en 1606 la primera patente de una máquina de vapor moderna.

Retrato de Jerónimo de Ayanz y Beaumont. Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología, Eulogia Merle.
Con todas sus dotes y cualidades, Jerónimo de Ayanz llegó a la edad de 31 años sin haber encontrado mujer y como ya había hecho muchos méritos en su vida, quiso buscar la mejor o al menos la más rica. Su tío, por entonces inquisidor en Murcia, le presentó a doña Blanca Dávalos Pagán, la joven heredera de una de las familias de más nombre y fortuna de la ciudad. A Murcia se marchó el buen Jerónimo y una vez casado, aprovechó su experiencia en la corte para involucrarse en los asuntos de la ciudad, llegando a ser regidor de Murcia y más tarde gobernador de Martos. Tan bien se adaptó Ayanz a aquellas tierras y a su nueva familia que cuando su mujer murió a los pocos meses de casarse, decidió desposar a su hermana pequeña doña Luisa. 
Hijo de Carlos de Ayanz, capitán de la guarnición de Pamplona, y de Catalina de Beaumont, fue el segundo de los hermanos varones, siendo el primogénito D. Francés de Ayanz, nacido un año antes. La crianza de Jerónimo y sus hermanos estuvo a cargo de su madre, doña Catalina de Beaumont y Navarra, que inculcó a sus hijos los principios de una educación propia de su rango. Pasó la infancia en el señorío de Guenduláin hasta que en 1567 fue a servir al rey Felipe II como paje. ​En la Corte se instruyó en las dotes miliciales, en las letras y las artes y también en el manejo de las matemáticas que, posteriormente, le servirían para sus estudios de cosmografía. Don Carlos de Ayanz intervino en las campañas de Francia, participando en la batalla de San Quintín en 1557. Combatió, además, en Túnez, Lombardía, Flandes, Portugal, las Azores, La Coruña. 
Durante el reinado de Felipe II convivieron en la corte algunos de los grandes genios científicos de la época. Acaba de llegar el gran arquitecto Juan de Herrera, artífice del Escorial y el ingeniero Pedro Juan de Lastanosa era el maquinario mayor. En este ambiente de excelencia, la destreza de Ayanz en el campo de las matemáticas, cuya enseñanza englobaba la aritmética y la geometría, pero también la astronomía, la náutica, la ingeniería y la arquitectura, le convierte en un joven muy popular. 
Además, Jerónimo era un portento físico que doblaba barras de hierro sobre su nuca y agujereaba planchas de plata con los dedos, por lo que su conjunto era el de un genio atípico que despertaba más simpatías que recelos.
Jerónimo de Ayanz se hizo famoso en su época por su fuerza y por las hazañas que realizó en Flandes. Lope de Vega refleja la vida aventurera de Ayanz en la comedia titulada 'Lo que pasa en una tarde'
En 1587, fue nombrado Administrador General de Minas del Reino, es decir, gerente de las 550 minas que había entonces en España y de las que se explotaban en América.

Ayanz inventó muchas cosas: una bomba para desaguar barcos, un precedente del submarino, una brújula que establecía la declinación magnética, un horno para destilar agua marina a bordo de los barcos, balanzas «que pesaban la pierna de una mosca», piedras de forma cónica para moler, molinos de rodillos metálicos (se generalizarían en el siglo XIX), bombas para el riego, la estructura de arco para las presas de los embalses, un mecanismo de transformación del movimiento que permite medir el denominado «par motor», es decir, la eficiencia técnica, algo que sólo siglo y pico después iba a volver a abordarse. Hasta 48 inventos le reconocía en 1606 el «privilegio de invención» (como se llamaba entonces a las patentes) firmado por Felipe III. Uno de los inventos más llamativos fue el de un traje de buceo. La primera inmersión de un buzo documentada ocurrió en el río Pisuerga frente al palacio de la Ribera (en Valladolid) y el propio Felipe III asistió al acontecimiento desde su galera, junto con miembros de la corte.
Desde 1608 se había dedicado a la explotación privada de un yacimiento de oro cerca de El Escorial y a la recuperación de las minas de Guadalcanal, las mismas donde había aplicado por primera vez en el mundo una máquina de vapor. Pero enfermó gravemente. El 23 de marzo de 1613 moría en Madrid. Sus restos se trasladaron a Murcia, la ciudad que había gobernado, primero al convento de San Antonio de Padua, y luego a la Catedral.

sábado, 5 de agosto de 2017

Sebastián de Eslava y Lazaga - Palacio de Guendulain - Victoria en la Batalla de Cartagena de Indias

Maximiano Hijón Ibarra - Ernest Hemingway, pincha aqui
Pamplona - El Museo de Navarra, pincha aqui
Pamplona (Navarra) - Catedral de Santa María - "Occidens" de la Catedral de Pamplona, galardonada en Nueva York como la mejor exposición del mundo", pincha aqui
Pamplona: el arte estalla en el campus (I), pincha aqui; (II), pincha aqui
Pamplona: el arte estalla en el campus (III) - Antoni Tàpies - Jorge de Oteiza Enbil - Pablo Palazuelo - José Ortiz Echagüe, pincha aqui
A Pamplona hemos de ir…” pero no sólo en julio. Yo sostengo, sin vacilar, que a Pamplona hemos de ir pero todo el año porque es una ciudad realmente hermosa, llena de historia, noble, acogedora, agradable y estimulante.
Tiren ustedes del hilo y verán cuantas historias les cuenta Pamplona. Sin ir más lejos, en pleno corazón del casco antiguo, existe en la calle Zapatería un hotel lleno de historia que nos llevan hasta el virrey de Nueva Granada, en pleno Siglo de las Luces, (siglo XVIII) el soberbio Palacio de Guendulain, mientras en Francia, Luis XVI y su esposa María Antonieta, eran reyes de Francia y de Navarra...
Casa Principal del Mayorazgo del Marqués de la Real Defensa

Conocido como palacio de los condes de Guendulain. Se localiza en Pamplona en el flanco sur de la plaza del Consejo y su construcción y origen se encuentra ligado a la familia Eslava de Enériz, (nobles que costearon en 1763-1765 parte de la iglesia de la Magdalena de Enériz (merindad de Pamplona)


Constituye un gran bloque horizontal en el que se suceden un alto basamento de piedra que incluye la puerta y entreplanta más dos cuerpos con el paramento enfoscado con imitación de sillar en los que se abren balcones con marcos moldurados con orejetas y un pronunciado alero de madera como remate. La fachada tiene amplias proporciones ofreciendo sobriedad, rota únicamente por la serie de ménsulas con rocalla que soportan los balcones del piso noble, las molduras de los vanos y el blasón del Virrey Eslava, que corona la puerta recta de acceso.

En el patio ajardinado se expone una original colección de carruajes antiguos y una de las fuentes diseñadas por el pintor Luis Paret, con motivo de la traída de aguas a Pamplona.
Patio del Palacio de Guendulain - Fuente de Paret
Luis Paret y Alcázar - Nació en Madrid en 1746. Fue un artista polifacético, formado en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando de Madrid junto a Antonio González Velázquez y que, protegido por el Infante Don Luis, pudo permanecer en Roma por espacio de tres años. Pintor adscrito a la pintura galante del rococó francés, trabajó para el rey Carlos IV realizando varios proyectos decorativos así como pinturas de caballete, siendo unas de las más significativas las que ejecutó a finales de la década de 1780 con una serie dedicada a los puertos del Cantábrico. Dotado de un fino sentido del color y de un dominio académico del dibujo, aunque sometido éste al abocetamiento y a la soltura de pincel propia del rococó francés, realizó retratos, paisajes, escenas costumbristas y temas religiosos. Fue, además, un gran pastelista, fiel a la moda francesa de Boucher y Fragonard, pintores a los que se vincula su obra estéticamente. Es obra suya la decoración pictórica de la capilla de San Juan del Ramo, de la iglesia parroquial de Santa María de Viana, realizadas entre 1785 y 1787. Falleció en 1799.
La familia del infante don Luis de Borbón (1784), por Francisco de Goya.
Luis Antonio Jaime de Borbón y Farnesio (Madrid, 25 de julio de 1727 – Arenas de San Pedro, 7 de agosto de 1785) fue infante de España, sexto hijo de Felipe V de España y de su segunda esposa, Isabel de Farnesio, duquesa de Parma. Ejerció la carrera eclesiástica y fue cardenal arzobispo de Toledo y primado de España (1735) y arzobispo de Sevilla (1741). Abandonó el estado eclesiástico en 1754, convirtiéndose en 1761 en el XIII conde de Chinchón. Fue un importante mecenas que apoyó a pintores como Francisco de Goya y Luis Paret, y al músico Luigi Boccherini.

La iglesia de Santa María situada en Viana (Navarra, España) es un edificio construido entre los siglos XIII y XIV. La buena situación económica de la villa se tradujo en las continuas reformas que se realizaron en el templo, así como en el encargo de numerosos objetos artísticos, aún atesorados en su interior. La portada meridional, lugar de enterramiento de César Borgia, es todo un derroche de ornamentación característica del manierismo y concentra el máximo interés del templo en su apariencia externa. 
En los siglos XVII y XVIII se añadió la girola y se construyen la sala capitular, la sacristía y la capilla de San Juan del Ramo. Esta última la decoró, entre 1784 y 1787, el importante pintor Luis Paret y Alcázar. La decoración al temple de la cúpula y pechinas de la capilla, con escenas de la vida de San Juan Bautista, así como los cuadros de El Anuncio del Ángel a Zacarías (1786) y La Visitación (1787), es la mayor empresa pictórica que Paret ejecutó. En todas esas pinturas, que conforman el último gran conjunto decorativo del rococó pictórico español, Paret alcanzará la cima de su arte.
Jura de Fernando VII como príncipe de Asturias, 1791 (Prado). Luis Paret
Su planta noble alberga impresionantes salones donde se pueden celebrar diferentes reuniones y eventos. 

Son bien conocidos el carruaje que se conserva en el zaguán y la silla de mano de la escalera. De autoría desconocida, el carruaje, de estilo rococó de la segunda mitad del siglo XVIII, es de tipo berlina, en el que la caja va suspendida a través de los correones de dos varas rectas que actúan como sistema de unión entre los ejes (en vez de la viga única propia de las carrozas). 



La caja está colocada sobre las correas de cuero que van desde el travesero de suspensión delantero al travesero de crics trasero, sujetándose en este punto con la ayuda de las cabrias con engranajes. Toda la estructura del carruaje es de madera y hierro, empleándose correas de cuero para las sujeciones. Presenta un tiro doble, constituido por cuatro caballos,agrupados dos a dos y separados por una viga central. No tiene pescante, constituyendo un carruaje a la postillona. Presenta dos gruesas ruedas delanteras y dos grandes ruedas traseras. En él campea el blasón del marqués de la Real Defensa.

Sebastián de Eslava (1740–49)
Virrey de Nueva Granada, Ministro de la Guerra, Gentilhombre de Cámara de S.M, Caballero de Santiago y de Calatrava, Señor de Eguillor y Marqués de la Real Defensa a título póstumo. Gentilhombre de Cámara y Director general de Artillería e Infantería española.
Contexto familiar
Nació en 1685 en la localidad navarra de Enériz. Fue bautizado el 19 de enero de ese año en la parroquia Santa María Magdalena de la misma población, situada a 22 kilómetros de Pamplona. Su vocación militar y sus dotes de mando acaso le llegasen por genética, pues su padre, Gaspar de Eslava y Berrio, natural de Pamplona, llegó a sargento mayor y ocupó cargos de responsabilidad como gobernador de Amalfi y de Casale en los reinos de Nápoles y Sicilia. Don Gaspar contrajo matrimonio con una noble italiana, Julia Albertino, la cual murió sin tener hijos. Don Gaspar, entonces, decidido a retirarse de la vida militar, contrajo segundas nupcias con Rafaela de Lasaga Eguiarreta y Paradis, también natural de Pamplona el 25 de abril de 1677. Doña Rafaela era propietaria de un mayorazgo fundado gracias a las ganancias conseguidas en las Indias y en Madrid por su hermano José Ambrosio. Afincados en Enériz, de este matrimonio entre don Gaspar y doña Rafaela nacieron cinco hijos: Agustín (el primogénito) fue fraile dominico en Pamplona y Medina de Rioseco; José Fermín (el segundo) fue jesuita; el tercero fue el propio Sebastián; Francisco Martín (cuarto) heredó el mayorazgo; Rafael (el quinto) fue presidente, gobernador y capitán general de Nueva Granada,entre 1733 y 1737.



Vocación militar
La vocación militar de Sebastián se demostró temprana, pues en 1702, con tan solo 17 años, ya era alférez del Tercio de Navarra. En ese puesto, participó como abanderado del primer batallón del regimiento de guardias españolas durante la Guerra de Sucesión española (1701-1713), en favor de la causa de Felipe V y contra la defendida por el archiduque Carlos de Austria.

Participación en la Guerra de Sucesión
Poco a poco fue adquiriendo experiencia en el campo de batalla pues durante la Guerra de Sucesión participó en diversos lances, como los de Salvatierra, Segura, Bosmarinhos, Casteldavide, Montalbán o Marsan. También se vio involucrado en la infructuosa lucha por la recuperación de Gibraltar, a las órdenes del marqués de Aytona, entre octubre de 1704 y abril de 1705. Su movilidad a lo largo de la Guerra de Sucesión fue impresionante, pues al año siguiente, 1706, se le pudo ver en el sitio de Barcelona, pero también participó a posteriori en las campañas de Extremadura y Portugal y en la batalla de Almansa. Los dos hermanos Eslava militares (Rafael y Sebastián) coincidieron en las batallas de Almenara (27 de julio de 1709) y de Zaragoza (20 de agosto de 1710); y en las victorias de Brihuega y Villaviciosa (7 al 10 de diciembre de 1710).Sebastián volvió a Barcelona en 1714, ya como primer ayudante de guardias, para participar en el sitio de Barcelona, y vivió el 11 de septiembre de 1714, que culminó con la derrota de los partidarios del archiduque Carlos.

Conquista de Sicilia como capitán
Su carrera militar prosigue, pues el 18 de septiembre de 1715 es ascendido a capitán.En tal grado del escalafón castrense participa en la conquista de Sicilia, organizada por el cardenal italiano Julio Alberoni (consejero de Felipe V), en el verano de 1718. Al mando del regimiento Asturias se encontraba Sebastián de Eslava,al que se le encarga la rendición de Mesina, cosa que consigue el 30 de septiembre de 1718. Por su distinguido comportamiento fue agraciado con la Encomienda de Fuente el Emperador, de la Orden de Calatrava, previa dispensa de Su Santidad, pues era Caballero de la de Santiago desde 1716.

La Cruz de Calatrava, emblema de la orden
La Orden de Calatrava es una orden militar y religiosa fundada en el Reino de Castilla en el siglo xii, en el año 1158, por el abad Raimundo de Fitero, con el objetivo inicial de proteger la villa de Calatrava, ubicada cerca de la actual Ciudad Real. Pertenece al grupo de las órdenes cistercienses y, en la actualidad, únicamente tiene carácter honorífico y nobiliario.
Liberación de Ceuta y reconquista de Orán
El ministro universal de Felipe V, José Patiño, concentra en Cádiz las tropas reembarcadas de Sicilia y Cerdeña para liberar Ceuta, cercada por los marroquíes. En la victoria sobre los marroquíes participó el ya coronel Sebastián de Eslava. Y años después, en 1732, es ascendido a brigadier en la reconquista de Orán. Eslava alcanza en 1739 el grado de mariscal de campo y teniente general.

"El virrey Sebastián de Eslava", óleo de Joaquín Gutiérrez, Academia Colombiana de Historia.
Virrey de Nueva Granada
Por Real Cédula de 20 de agosto de 1739, el Rey Felipe V restaura el Virreinato de Nueva Granada, que deja a cargo del teniente general don Sebastián de Eslava, caballero de la Orden de Santiago, y teniente de ayo del infante don Felipe, mi muy caro y amado hijo, con los cargos de virrey, gobernador y capitán general y el de presidente de su Real Audiencia de Santa Fe. Eslava partió de Cádiz hacia América en las 9 primeras fechas de 1740 y llegó a Cartagena de Indias el 21 de abril de ese mismo año. Hasta 1749 permanecerá como virrey de Nueva Granada, ciudad en la que establece su residencia oficial.

El 20 de agosto de 1739, se restableció el Virreinato del Nuevo Reino de Granada.
En 1740 Eslava fue elegido entre cuatro mariscales de campo para ser ascendido a teniente general del real ejército, así como ser nombrado virrey de Nueva Granada y presidente de la Audiencia de Santa Fe de Bogotá. Embarcó en el navío “San Luis” que junto al “San Carlos” le llevó a él y a 600 infantes de marina de refuerzo atravesando el Atlántico y el Caribe, esquivando a la flota británica, llegando al castillo de San Luis de Bocachica el 21 de abril de 1740 y desembarcando en Cartagena de Indias el 24 de abril.

El Castillo San Luis de Bocachica fue una fortaleza militar en la ciudad de Cartagena de Indias construida por los españoles durante la época colonial en lo que hoy es Colombia. Situado en la Isla Tierra Bomba, controlaba la entrada al canal de Bocachica. Su construcción se empieza en 1646 por el ingeniero Juan de Somovilla y su nombre se debe al gobernador Luis Fernández de Córdoba.
El 13 de marzo de 1741 las tropas británicas desembarcaron en la ciudad, destruyendo el castillo bajo el fuego de artillería y los navíos ingleses.
Durante el tiempo de su mando, reforzó las defensa militares de Cartagena de Indias; organizó las milicias, realizó infinidad de mejoras y obras públicas en su capital y otros pueblos, y en esos nueve años de mando su administración duplicó la riqueza pública al mismo tiempo que se dedicaba a perseguir el contrabando. Para ello, aumentó el número de jueces, obligó a los exportadores a depositar en la aduana los fardos hasta su embarque hasta entonces, una vez pesados, los guardaban en sus casas donde hacían los trueques, aumentó la vigilancia por medio de soldados en los caminos para dificultar el comercio ilegal y ordenó el registro de todo tipo de baúles, petacas, y embarcaciones. Otra de las ocupaciones durante su mandato fue la promoción y el desarrollo de los indios, siguiendo las ordenes del Rey Felipe V. Eslava puso especial cuidado en reunir en poblados a los indios dispersos y primitivos con el fin de inculcarles la cultura y la religión cristiana.

El Castillo San Felipe de Barajas es una fortificación localizada en la ciudad colombiana de Cartagena de Indias. Está situado sobre un cerro llamado San Lázaro y fue construido en 1657 durante la época colonial española. Sufrió constantes ataques por parte de los ingleses y franceses, siendo el comandante francés Barón de Pointis quien tomara el castillo a mediados de 1697.
El 20 de abril fue el día clave en la batalla. A los ingleses, acuciados ya por las enfermedades y la falta de alimentación —debida a la estrategia de acoso del virrey para impedirles recolectar víveres y agua y a la táctica de resistir lo más posible para que pasase el tiempo—, les urgía conquistar el Castillo de San Felipe de Barajas, lugar de especial importancia estratégica, y desde el que bombardear la ciudad en orden a preparar el asalto final.
Y aunque los ingleses prosiguieron durante un mes los bombardeos y escarceos contra posiciones españolas —como el Fuerte de Manzanillo, donde también fueron rechazados—, se trataba del orgullo y empecinamiento de Vernon. A mediados de mayo, los ingleses completaron su retirada.
Cartagena de Indias, oficialmente Distrito Turístico y Cultural de Cartagena de Indias abreviado Cartagena de Indias, D. T. y C., es la capital del departamento de Bolívar, Colombia. Fue fundada el 1.° de junio de 1533 por Pedro de Heredia. Desde 1991 Cartagena es un Distrito Turístico y Cultural.​ La ciudad está localizada a orillas del mar Caribe.
Victoria en la Batalla de Cartagena de Indias
Pero la acción más importante del virrey, junto al teniente general de la Real Armada Blas de Lezo y Olavarrieta (verdadero artífice y héroe de la victoria) fue la defensa de la ciudad de Cartagena de Indias, sitiada y asediada por los ingleses entre el 13 de marzo y el 20 de mayo de 1741, con una desproporción de barcos y hombres abismal: 23000 atacantes ingleses frente a unos 3000 defensores españoles (186 barcos frente a 6).Para ello, Blas de Lezo y Sebastián Eslava establecieron un plan de defensa (pese a las grandes desaveniencias entre ambos) Lo cierto es que en esa nueva etapa, Blas de Lezo no tuvo unas relaciones muy cordiales con el virrey de Nueva Granada, Sebastián de Eslava, que había llegado tres años después a Cartagena de Indias por orden del gobierno; orden que, si bien se había cursado en 1737, no se había incorporado a su puesto hasta Marzo de 1740. 

Mapa de las operaciones inglesas en el Mar Caribe durante la Guerra del Asiento.
La guerra del Asiento fue un conflicto bélico que duró de 1739 a 1748, en el que se enfrentaron las flotas y tropas del Reino de Gran Bretaña y del Reino de España principalmente en el área del Caribe. Por el volumen de los medios utilizados por ambas partes, por la enormidad del escenario geográfico en el que se desarrolló y por la magnitud de los planes estratégicos de España e Inglaterra, la guerra del Asiento puede considerarse como una verdadera guerra moderna.​
A partir de 1742 la contienda se transformó en un episodio de la guerra de Sucesión Austriaca, cuyo resultado en el teatro americano finalizaría con la derrota inglesa y el retorno al statu quo previo a la guerra. La acción más significativa de la guerra fue el Sitio de Cartagena de Indias de 1741, en el que fue derrotada una flota británica de 186 naves y casi 27 000 hombres a manos de una guarnición española compuesta por unos 3500 hombres y seis navíos de línea.
Los correligionarios de Eslava también habían sido contagiados de cierta animadversión hacia el almirante Blas de Lezo; enemistad que podría deberse al carácter más político del virrey, y a su deseo de conseguir un puesto notorio en el gobierno de la metrópoli, junto a la certeza que tenía del aprecio que el gobierno de España profesaba a Blas de Lezo y la confianza en él depositadas para la defensa de la plaza y, a su vez, la lealtad personal que D. Blas de Lezo dispensaba al rey, a la sazón Felipe V. Según todos los datos, no parecía gustarle al virrey que alguien pudiera hacerle sombra, sustrayéndole protagonismo por lo que tenían diferentes opiniones acerca de cómo organizar la defensa militar, que se hacía necesaria ante el inminente ataque. Una vez se reunieron Blas de Lezo y el virrey Eslava, para plantear la estrategia de defensa, se escenificó el desencuentro del que antes hablamos: Lezo, como astuto militar, propuso una táctica defensiva que consistía, a grandes rasgos,en concentrar la resistencia en el fuerte de San Luis de Bocachica y en La Boquilla, en primera instancia, y seguidamente una segunda línea tras el Caño del Ahorcado, con trincheras y parapetos, para evitar la toma por los ingleses del castillo de San Felipe, porque al estar en promontorio, si este baluarte era tomado, desde allí sería sumamente fácil para el enemigo hacerse con Cartagena. 

Estatua de Blas de Lezo en Cartagena de Indias
El virrey, más confiado en que recibiría el auxilio de los efectivos del almirante Torres, al que ya previamente había enviado una carta, pensaba que los ingleses, desembarcarían todo el grueso de sus tropas por La Boquilla, y que serían acorralados desde tierra y mar una vez obtuviera el auxilio de Torres, aunque fuera cuestión de tiempo, pero podrían resistir en cambio, Lezo confiaba más en los recursos de que disponía porque dudaba del auxilio exterior estando el enemigo en las puertas. Finalmente, prevaleció la estrategia del virrey, de mayor rango y superior de Blas de Lezo. Los mandos que seguían en jerarquía, eran el mariscal de campo Melchor de Navarrete, gobernador de la ciudad, y el coronel Carlos Desnaux, ingeniero militar y director de obras de fortificación. Hay que decir que Desnaux, era un fiel correligionario del virrey, y para él, antes que el criterio militar, contaba el deseo de mantener buenas relaciones con el máximo responsable de la plaza.


Edward Vernon (Westminster, Londres, 12 de noviembre de 1684 – Nacton, Suffolk, 30 de octubre de 1757) fue un oficial naval inglés. En vida fue apodado Old Grog debido a su chaqueta grogram (hecha de seda mezclada con lana y goma).
Lawrence Washington, medio hermano del que sería primer presidente de Estados Unidos, George Washington, combatió en Cartagena de Indias junto a Vernon y por ello decidió llamar Mount Vernon a la plantación que tenía en Virginia.
George Washington (Westmoreland, Virginia, América Británica, 22 de febrero de 1732-Mount Vernon, Virginia, Estados Unidos, 14 de diciembre de 1799) fue el primer presidente de los Estados Unidos entre 1789 y 1797 y comandante en jefe del Ejército Continental revolucionario en la guerra de la Independencia de los Estados Unidos (1775-1783). 
Blas de Lezo diseñó los planes de defensa consistentes en asegurar los aprovisionamientos de la ciudad preparándola para soportar un largo asedio; así como basarse en la movilidad de sus escasas fuerzas, que fue utilizando conforme las circunstancias de la batalla lo requerían, además de su mejor conocimiento del terreno y la adaptación al medio. Sabía que si se alargaba la oposición, la insalubridad ambiental causaría estragos en las tropas británicas.

Blas de Lezo, el almirante español cojo, manco y tuerto que venció a Inglaterra
El almirante Lezo, a pesar de la opinión contraria del virrey Eslava, había mandado construir parapetos en la parte más angosta del Caño del Ahorcado, reforzando las defensas del fuerte el Manzanillo, colocando empalizadas en La Popa, con terraplén y foso.
Tan grandes eran las discrepancias entre Eslava y Lezo, que este último se hizo relevar del mando para no deshonra su carácter en vista de qué Eslava no le facilitaba sus planes de defensa. Eslava ordenó relevar del mando a Lezo y entrar en Cartagena.
Los ingleses querían consolidar el desembarco, pero eran hostigados por piquetes de soldados españoles que se lo impedían, con lo que no podían acercar más las piezas de artillería. Blas de Lezo, que veía claramente el error en que se estaba incurriendo por parte de la defensa española, volvió a insistir a Eslava sobre la necesidad de reorganizar las fuerzas y reemprender un ataque para desalojar totalmente al enemigo de la zona ocupada, pero el virrey, quizá por falta de humildad, nuevamente desaprovechaba la experiencia y el olfato de Lezo; no era partidario, como Lezo le proponía, de luchar a campo traviesa y prefería parapetarse. La delicada situación de las fuerzas españolas, y sobre todo, el nerviosismo entre los oficiales y las sugerencias al virrey, aconsejándole la necesidad de contar con Blas de Lezo, finalmente hicieron tomar a Eslava la dura decisión, para él, de llamar de nuevo al almirante, haciéndose cargo y llevando a partir de entonces la iniciativa de los pasos a seguir, aunque se había perdido un tiempo precioso.
La gran armada de Gran Bretaña sufrió la mayor derrota naval de su historia y que había quedado prácticamente desmantelada, los británicos callaron su derrota y su Rey prohibió escribir cualquier parte o crónica oficial de su vergonzosa derrota.
Cuando los británicos huyeron, Cartagena de Indias quedo arrasada, Don Blas de Lezo y el virrey Eslava, enviaron al capitán D. Blas de Barreda Campuzano a dar la noticia del triunfo a España.
Proclamación de Felipe V como Rey de España en el Palacio de Versalles (Francia) el 16 de noviembre de 1700.
Felipe V de España, llamado «el Animoso» (Versalles, 19 de diciembre de 1683-Madrid, 9 de julio de 1746), fue rey de España desde el 16 de noviembre de 1700 hasta su muerte en 1746, con una breve interrupción (comprendida entre el 16 de enero y el 5 de septiembre de 1724) por causa de la abdicación en su hijo Luis I, prematuramente fallecido el 31 de agosto de 1724.
Como bisnieto de Felipe IV, fue el sucesor del último monarca de la Casa de Austria, su tío-abuelo Carlos II, por lo que se convirtió en el primer rey de la Casa de Borbón en España. Su reinado de 45 años y 3 días (partido, como ya se ha señalado, en dos periodos separados) es el más prolongado en la historia de este país.
Los supervivientes estaban ocupados en reconstruir sus casas, y protegerse de la peste  que se apoderó de la ciudad. Tras respetar la cuarentena, comenzaron a  entrar carromatos y transportes con suministros de nuevo en la Plaza.
Sebastián de Eslava, volvió a la carga en su enfrentamiento con Blas de Lezo; a pesar del  esfuerzo de éste  y de la victoria conseguida, encargó al coronel Desnaux hacer un diario de guerra, convenientemente amañado,  para narrar los acontecimientos a su modo. Parece ser que el virrey, temía que el diario del almirante Blas de Lezo, pudiera comprometer sus aspiraciones políticas. Incluso, el propio Eslava, escribió otro diario, que naturalmente, coincidía en todo con el de Desnaux. Acto seguido, propagó la idea de que Blas de Lezo, no se encontraba en sus cabales, y continuó haciendo una campaña de desprestigio contra el almirante.
Enterado Blas de Lezo de todas esas maniobras, cayó en un enorme abatimiento moral, que según los allegados y las cartas escritas por el propio Lezo, le fueron mermando la salud, ya resentida de por sí,  pues había contraído la enfermedad durante el asedio; envió cartas a sus amigos de Madrid, para salvar su reputación. Parece ser que intuía su final, e  intentó la obtención un título honorífico que les diera tranquilidad a su mujer e hijos, por los más de 40 años al servicio de la Marina. Se vio obligado a enviar su diario por un conducto diferente al reglamentario,  burlando las órdenes del virrey, junto con una carta al rey de España.
Carlos Suillars de Desnaux o Carlos Desnaux (nacido Charles Souvillard Desnaux, siglo XVIII) fue un ingeniero militar español, de origen suizo, al servicio de la Corona Española, y uno de héroes en la defensa de Cartagena de Indias ante el ataque británico en 1741.
La llegada de la noticia a España, fue muy bien recibida por Felipe V. El virrey Eslava fué ascendido a Capitan General de los Reales Ejércitos, y se le concedió el título de Marqués de la Real Defensa de Cartagena de  Indias. El coronel Desnaux, fue ascendido a General de Brigada, y a todos los soldados de todas las compañías, se les condecoró. Finalmente, Eslava, consiguió que se materializara la orden de castigo a Blas de Lezo, por la insubordinación contra él. Afortunadamente,  dicha orden no llegó a su conocimiento, porque el  día 7 de Septiembre de 1741, debido a las enfermedades contraídas durante la defensa,  Blas de Lezo y Olavarrieta, murió.
El 21 de Octubre de 1741, se emitió una real orden, por la cual se destituía a Don Blas de Lezo de su puesto de comandante y se le ordenaba regresar a España para ser sometido a juicio. Años más tarde, su nombre fue rehabilitado, y se le concedía el marquesado de Ovieco, que sus descendientes disfrutaron.
En cuanto a Sebastián Eslava prosiguió su mandato algún tiempo. Atravesó algunas dificultades como consecuencia de la confiscación de alimentos y afrontó un intento de motín de la guarnición del Puerto por la demora en las pagas.Eslava mando abonarlas y todo volvió a la normalidad. En 1743 fue nombrado virrey del Perú, pero se excusó de aceptarlo a causa de su edad avanzada.

El mismo año surgieron varios terremotos en Nueva Granada que le obligaron a enviar socorros a las zonas afectadas. En agosto de 1746 llegó a Cartagena la noticia de la muerte del Rey Felipe V tres años después la del cese de hostilidades con Gran Bretaña. Poco después (1749) se le anunció el envío de sucesor en el cargo, el nuevo virrey José Alfonso Pizarro.

Sebastián Eslava embarcó hacia España el 23 de febrero de 1750. Llegó a Cádiz y se estableció en Madrid, donde fue nombrado director general de Infantería, en lugar de Lucas Espínola. Luego fue secretario del Despacho Universal de Guerra (1754), cargo que desempeñó hasta su muerte, ocurrida el 21 de junio de 1759. Al año siguiente el Rey Carlos III le honró con el título de marqués de la Real Defensa, que recayó en su sobrino Gaspar de Eslava y Monzón.

Fuentes :
-fundacionmencos.org
-microbiografias.com
-museonavaldecartagena.blog

Después del Sitio de Cartagena
Durante su administración, el virrey Eslava fundó hospitales y villas, construyó carreteras, promovió la pacificación de los indios motilones, y aportó armas, dinero y provisiones para defender algunas ciudades como Pamplona y San Faustino, también mantuvo la navegación en el río Zulia. Construyó 20 iglesias, reparó y agrandó otras, protegió la instalación de misiones y organizó las de la Provincia de Darién, en Panamá. Mejoró las finanzas del territorio y la administración de justicia.

Pamplona es un municipio colombiano, ubicado en el departamento de Norte de Santander. Es desde 1555 capital de la Provincia de Pamplona. Su economía está basada en el comercio gastronómico, la educación escolar y superior siendo reconocida como la ciudad universitaria o ciudad estudiantil y del turismo, dentro del cual se destaca el religioso (especialmente durante Semana Santa) y el cultural. Por ser la capital eclesiástica de la Arquidiócesis de Nueva Pamplona, la primera diócesis católica fundada en la región de los Santanderes, es denominada tradicionalmente como la Ciudad Mitrada. También se encuentra en la ciudad, la sede principal de la Universidad de Pamplona, una de las principales instituciones de educación superior del departamento. Pamplona está conectada por carreteras nacionales con las ciudades de Cúcuta, Bucaramanga, Bogotá y Arauca.

martes, 1 de agosto de 2017

(VI) Dali - Los cantos de Maldoror - André Breton - Dalí Atomicus - Philippe Halsman - Exhumación

Salvador Felipe Jacinto Dalí i Domènech - Marqués de Dalí de Púbol - “El perro andaluz”, pincha aqui

(II) Salvador Dalí  - El gran masturbador - Dalí y Gala - El castillo de Púbol - Museo Dalí (Figueras) - Museo  Dalí (San Petersburgo, Florida, Estados Unidos), pincha aqui

Salvador Dali, genio loco TVE, pinche aqui

(III) Dalí «Avida Dollars», pincha aqui

(IV) Dalí - Últimos años en Cataluña - Ideología y personalidad, pincha aqui
(V) La estación de Perpignan, pincha aqui

Los cantos de Maldoror

Pieza de la serie Los cantos de Maldoror.
Un libro de artista para disfrutar, con las pinceladas que Salvador Dalí realizó para ilustrar Los Cantos de Maldoror del conde de Lautréamont, obra esencial que se convirtió en el estandarte del movimiento vanguardista del surrealismo. La prosa poética de los Cantos respira un mundo imaginario, onírico, que sirve a Dalí para incorporar algunos de sus iconos y figuras más característicos, que repetirá en sus obras futuras. 
Isidore Lucien Ducasse (Montevideo, Uruguay, 4 de abril de 1846 – París, Francia, 24 de noviembre de 1870), conocido como Conde de Lautréamont (en francés, Comte de Lautréamont), fue un poeta franco-uruguayo, nacido en Uruguay y educado allí hasta los 13 años. Desconocido durante su corta vida, llevó a extremos inéditos el culto romántico al mal y, aunque se le suele clasificar entre los decadentistas, es considerado uno de los precursores del surrealismo.
Los cantos de Maldoror (en francés, Les Chants de Maldoror) son un conjunto de seis cantos poéticos publicados en 1869, obra del escritor Isidore Ducasse, más conocido por su seudónimo de Conde de Lautréamont, considerado el gran renovador de la poesía francesa del siglo XIX.
Mi poesía consistirá, sólo, en atacar por todos los medios al hombre, esa bestia salvaje, y al Creador, que no hubiera debido engendrar semejante basura.
Los cantos de Maldoror, obra entre las más atípicas y sorprendentes de la literatura, fueron escritos entre 1868 y 1869 y publicados ese mismo año. Los cantos que forman el libro son obra de un hombre de veintidós años al que la muerte se llevará apenas un año más tarde. Los ecos de estas páginas irán aumentando a lo largo del siglo XX, en particular por el impulso de André Breton, que vio en ese libro «la expresión de una revelación total que parece exceder las posibilidades humanas». Así, los surrealistas consideraron al libro como un precursor.

Fotomatón de André Breton, 1924.
(Tinchebray, 19 de febrero de 1896 - París, 28 de septiembre de 1966) fue un escritor, poeta, ensayista y teórico del surrealismo, reconocido como el fundador y principal exponente de este movimiento artístico.
Dalí Atomicus

¿Que sucede cuando juntas un excelente fotógrafo con un excelente pintor? La increíble imagen que ves aquí arriba. Philippe Halsman y Salvador Dalí se juntaron una tarde de 1948 para realizar una fotografía que demuestre la suspensión y el detenimiento y tras algunos intentos fallidos, algo de agua y unos gatos algo asustados, crearon la increíble imagen titulada Dalí Atomicus
La toma tuvo que realizarse 28 veces, se necesitó 28 botes de agua, 28 placas de gelatina (donde se imprime la foto) y 28 gatos. Philippe lo explico así: “Seis horas y 28 tiros después, el resultado satisfizo mi deseo de perfección. Mis asistentes y yo estábamos todos mojados, sucios y completamente exhaustos – solo los gatos lucían como nuevos”.


El nombre final que se le dio a esta icónica fotografía fue Dalí Atomicus, el cual es la combinación entre el nombre del pintor y el título de la pintura que se observa en la foto Leda Atómica.

Entre otros artistas que fotografió Philippe Halsman fueron: Marlon Brando, Audrey Hepburn, Alfred Hitchcock, Frank Sinatra,Cary Grant, Albert Einstein y Marilyn Monroe.

La primera quedó retratada para siempre en 1959, en una de las 101 portadas que Halsman realizó para la revista “Life”, en un salto que la eterna rubia de Hollywood tuvo que repetir 200 veces
Philippe Halsman (2 de mayo de 1906 - 25 de junio de 1979) fue un fotógrafo letón estadounidense 
muy conocido por sus retratos de personajes célebres.

Si por algo se caracterizó Halsman fue por su ingenio, materializado sobre todo a través de la técnica del "jumping style" o "jumpology", a la que él dio origen. Se trataba de retratar a la persona saltando, para así conseguir una imagen de ésta mucho más real, más verdadera, sin artificio ninguno, sin que el cerebro pudiera controlar la expresión del rostro. «En un salto, la máscara se cae. La persona real se hace visible», explicaba Halsman.
Del museo-teatro de Dalí en Figueres seleccionamos una obra de madurez (~1972), Dalí de espaldas pintando a Gala de espaldas eternizada por seis córneas virtuales provisionalmente reflejadas en seis verdaderos espejos, donde Dalí vuelve a enfrentarse con su adorado Velázquez, al que no para de emular, sabiendo su batalla perdida, pero donde brillará con luz propia.
La pintura es la replica de Dalí a las Meninas. Velázquez se pinta a sí mismo y en un espejo a los reyes, pero la escena no es comprensible sin más espejos, para que Velázquez pueda verse e integrarse en el acto de pintar. Dalí tiene que superarlo: se retrata pintando, de espaldas, reflejado y de frente, es Velázquez y es el rey, así como Gala es reina e infanta. En el título Dalí habla enigmáticamente de seis espejos, no son necesarios tantos, pero si alguno más.
Exhumación

El Juzgado de Madrid ordenó exhumar el cuerpo de Dalí para extraer muestras del ADN y comprobar la paternidad con una vecina de Figueres, Girona, que se llevó a cabo en el Teatro-Museo Dalí tras su cierre.​ El 20 de julio de 2017 los forenses extrajeron la tibia, el fémur, las uñas y las muelas para comprobar la paternidad con una supuesta hija de Dalí, Maria Pilar Abel Martínez, nacida en 1956.
Joan Manuel Sevillano, gerente de la Fundación Gala Salvador Dalí, lugar donde descansan los restos mortales de Dalí, afirmó que la exhumación era "del todo improcedente", y que "la resolución judicial no está motivada ni tiene ningún fundamento".
Embalsamado por Narcís Bardalet, el cuerpo de Dalí seguía intacto, además de mostrar firmeza, incluso su bigote seguía marcando las 10 y 10.

La crónica de la época explicaba que la lápida de 1.000 kg "sepultará para siempre su cuerpo embalsamado"

Imagen de archivo del 24 de enero de 1989 de la capilla ardiente con el cadáver embalsamado del pintor Salvador Dalí. / EFE